JAIR BOLSONARO

No se quedó callado: Jair Bolsonaro arremetió contra la corte suprema de justicia

El mandatario tiene en quién confiar.
sábado, 10 de abril de 2021 · 09:51

Jair Bolsonaro le contestó, finalmente, al juez federal que sancionó la investigación que lo pone como el principal culpable de lo que ocurrió en Brasil a causa de la pandemia del coronavirus. El funcionario había cambiado los presidentes de la cámara de diputados y senadores, así y todo sigue sin confiar en sus allegados.

Jair Bolsonaro continúa en la mira de todos como el principal culpable de lo ocurrido en Brasil con la enfermedad que azota a todo el mundo.

La principal preocupación del jefe de Estado recae en el uso de la pandemia, según lo remarca él, como un intento de sacarlo del gobierno, algo que no se aleja de la realidad, solo que los motivos son distintos a los que plantea el mandatario. Las últimas jornadas se rompieron los récords de decesos en Brasil y los políticos continúan soltándole la mano con cada revés sanitario.

Bolsonaro apuntó que la corte suprema debería investigar a los gobernadores de cada región en vez de: “Investigar omisiones del gobierno”. De esta manera, le pasó el fardo de las críticas a los intendentes de gobierno, lo que no funcionó, pues la mayoría de sus allegados sigue con la idea de que la situación llegó a su punto crítico por el accionar del mandatario.

Jair Bolsonaro sigue esquivando el juicio político luego de unas movidas inteligentes en el Congreso. 

En lo que no decepcionó el exjefe de las fuerzas armadas de Brasil fue en culpar y asegurar que Luis Barroso era parte de un: “Grupo de izquierda que quiere desgastar al gobierno con politiquería”, pero sus preocupaciones ya están infundadas, pues su aliado de la Cámara Alta, Rodrigo Pacheco, ya vetó la creación de la comisión para investigar a Bolsonaro, a pesar de que había vacilado unos días atrás.

La región gobernada por Jair Bolsonaro es la segunda más afectada por la pandemia del coronavirus a nivel mundial.

Luego, en una maniobra que le trajo todavía más críticas, el presidente de la región sudamericana remarcó: “Este tipo de acciones no es la que necesitamos teniendo más de 300 mil decesos”, luego de meses en los que calificó a todos quienes se enfermaban y morían como: “Débiles”, haciendo énfasis en que él se contagió y solo lo sintió como una "gripecita".

Jair Bolsonaro no será investigado como una de las causas de los cuatro mil decesos diarios por coronavirus en Brasil, a pesar de que ya son dos organismos del gobierno quienes lo acusan. Las últimas movidas políticas del presidente le permitieron generar un colchón de aliados que lo siguen salvando del juicio político. 

Otras Noticias