BORIS JOHNSON

Ya le dieron nombre: las acusaciones contra Boris Johnson apuntan a la Corona británica

Los medios lo bautizaron de forma peculiar.
viernes, 30 de abril de 2021 · 08:36

El llamado “Wallpapergate” amenaza con terminar la carrera política de Boris Johnson, después de que falle en especificar de dónde llegó el dinero que utilizó para remodelar su apartamento. Si bien el mandatario remarcó de forma fehaciente que vino de su propio bolsillo, un ingreso inexplicado de 80 mil dólares en su cuenta bancaria lo complicó todavía más.

Si bien la recepción de donaciones en el mundo de la política no es ilegal, es necesario que pase por un filtro de legalidades burocráticas que se hicieron ausentes en esta ocasión. El jefe de Estado pasa por una situación especialmente complicada debido a que la polémica se extiende hasta el palacio de Buckingham, Ben Elliot, copresidente del partido conservador y sobrino de Carlos de Gales, es uno de los implicados en el asunto.

El último improperio de Boris Johnson sorprendió a todo el Reino Unido.

Todo indica que Lord David Brownlow, una de las personas más ricas del país y miembro de la cámara de los Lores, quien le facilitó el dinero a Johnson, según sus allegados, quiso mantener todo en secreto. De todas maneras, no es la primera vez que lo hace, pues ya le había donado dinero, en repetidas ocasiones, a Theresa May.

Lord David Brownlow, implicado en el último caso de corrupción de Boris Johnson, junto a Camilla de Cornualles, Carlos de Gales y Harry de Sussex.

Todo el “Wallpapergate” llevó a que el 40% de la población desconfíe del primer ministro británico y que lo acusen de formar parte de distintas tramas de corrupción. Por su parte, el funcionario se defendió apuntando contra el partido laborista, asegurando que deberían preocuparse más por ayudar a los ciudadanos que por las refacciones de su hogar.

Boris Johnson no pudo tapar su última polémica.

En otro tema que no hizo más que hundir la popularidad del jefe comunal del Reino Unido, se filtraron una serie de declaraciones en las que aseguraba preferir “que los cuerpos se apilen en las calles antes que volver a dictaminar una cuarentena”, lo que no hizo más que echar por tierra la gran campaña de vacunación en la región.

La Nación gobernada por Boris Johnson está palmo a palmo con Israel como las regiones que mejor distribuyeron la vacuna y las menos afectadas por la enfermedad las últimas semanas. El caso de Inglaterra es muy especial por haber sido el territorio más afectado de Europa durante muchos meses y ahora no superar la línea de 30 fallecidos por jornada.

Otras Noticias